El Nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD): a la vuelta de la esquina.

30 abril, 2018

Queda menos de un mes para que se aplique el Nuevo Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos (RGPD).

El nuevo Reglamento, que será de plena aplicación el próximo 25 de mayo, obliga a todas las empresas, profesionales, organismos, Instituciones y Organizaciones de la UE a importantes cambios en el funcionamiento interno y en la puesta a disposición de medios técnicos, para poder cumplir con las prescripciones en relación a la custodia y tratamiento de los datos personales de las personas físicas.

Esta nueva normativa exige una mayor atención y rigor, de modo que los afectados -en definitiva, todos los que tengamos cualquier listado de personas físicas (empleados, contactos, clientes, proveedores, etc.)- han de implantar los medios para poder analizar los riesgos y, en base a ello, adoptar las medidas pertinentes de tratamiento y protección. No se trata, por tanto, de un sistema estático, sino que se ha de estar en constante vigilancia y adecuación a las circunstancias.

Las empresas españolas llevan un gran retraso en comparación con otros países de la Unión Europea y, según declaraciones de la directora de la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD), Mar España, en nuestro país “se aplicará desde el minuto uno, sin régimen transitorio, ni plazos, ni prórrogas”, añadiendo ante la creciente preocupación del sector privado que, durante los primeros meses, actuarán bajo un criterio de “flexibilidad, pero con rigor”.

RGPD-proteccion-datos

¿Pero, por qué resulta tan importante el RGPD?

Durante los últimos años, las empresas y organismos públicos han visto cómo ha ido aumentando la cantidad de datos e información personal de los usuarios, que se registra, almacena, usa y comparte, debido, sobre todo, a los avances tecnológicos y plataformas digitales que existen hoy en día.

Los datos se han convertido en uno de los principales activos para muchas empresas, pero no siempre se usan en beneficio de los usuarios: ¿Qué le parecería si, en cuanto saliera Ud. de consultar una ruta de senderismo en una agencia de viajes, se viera inundado de publicidad de mochilas y calzado deportivo en el buzón de su casa o por telemarketing?

Y no sólo se trata del ámbito comercial: muestra de ello es el reciente escándalo sobre la cesión de datos personales para fines políticos, que ha protagonizado la compañía Facebook.

Ante esta coyuntura, el RGPD se erige como la norma que proteja los datos personales de los ciudadanos, ofreciendo más control sobre la información personal e imponiendo mayores sanciones a los infractores. Ello implica, como hemos dicho, la exigencia a todo poseedor de datos, de un mayor rigor y atención en su tratamiento.

Prioridad máxima en la adaptación.

Por todo lo expuesto, entendemos muy importante revisar, cuanto antes, los medios y sistemas actuales, a fin de adaptarlos a las nuevas exigencias del Reglamento Europeo, instaurando los mecanismos y medidas adecuadas a los datos y medios informáticos de que se dispone.

Nosotros podemos ayudarles en ello, puesto que disponemos de una colaboración externa tecnológica que complementa el asesoramiento jurídico que prestamos a tal fin.

Si tiene alguna duda acerca de este artículo puede utilizar el área de contacto de nuestra página web para dirigirse a nuestro equipo de abogados especialistas. Estaremos encantados de atender su consulta.

Marc García Botella
Abogado

Dejar un comentario

X

Uso de cookies

Esta página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle información relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.